Dicen ser de la cuenca, pero no ayudan, parecen del PRI y PAN

Por: Aldo Rodríguez Camacho.

Cosamaloapan, Ver., Ni el mismo Presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, que presume ser hijo de padre de Tlacojalpan-Nopaltepec, así como el Secretario de Gobierno Eric Cisneros Burgos, que nació en Otatitlán y los diputados federal Valentín Reyes López de Tres Valles y la local Margarita Corro Mendoza de Tierra Blanca, en sus seis meses de haber alcanzado el poder, tienen abandonada a la cuenca, tal y como lo hizo la administración pasada del gobernador panista Miguel Ángel Yunes Linares, que prometió una súper carretera de acceso a Cosamaloapan y que jamás fue terminada, aunado a la promesa de hacer zafrar al ingenio San Gabriel.

La decepción que causan quienes son parte de la llamada “Cuarta Transformación”, por sus ocurrencias y buenas intenciones, aunque jamás abordando proyectos que generen el desarrollo integral de la zona, en un inminente fracaso de los servidores públicos morenistas, al inicio de su arranque, aunque pudieran decir, que se les debe dar tiempo, para poder responder a la sociedad.

En el caso del señor Presidente López Obrador, ya incumplió en regresar a Cosamaloapan, tal y como lo prometió el pasado 13 mayo de 2018, cuando vino a pedir el voto y dijo que regresaría en los primeros meses del año, pues ha visitado otros municipios y jamás lo hizo en la cabecera distrital.

Aunado a ello, anunció la instalación de la Comisión Nacional del Agua (CONAGUA) en Veracruz, pero jamás seria ubicada en la cuenca, pues el mismo gobernador Cuitláhuac García, que ha sido reprobado en su administración, ya dijo que el mejor lugar es Emiliano Zapata, para su instalación.

En la misma sintonía de no responder a las expectativas de los cuenqueños, se encuentra el Secretario de Gobierno, Eric Cisneros, quien se mira distante sobre la problemática de cañeros, caminos, carreteras, salud y seguridad en su región, sin coordinarse con los alcaldes y los mismos diputados de su partido, mostrando una grave indiferencia a problemas urgentes de su zona.

Junto con el diputado federal Valentín Reyes del PT, pero que ganó por MORENA, también es indiferente a la problemática de la cuenca, aunque intenta aplicarse en atender mínimas peticiones de Tres Valles, en su deseo de querer nuevamente ser alcalde, aunque jamás lo seria porque tiene enfrente a Nelson Cano.

Lo mismo que la señora Mago Corro, diputada local de MORENA, quien en su sueño por ser alcaldesa de Tierra Blanca, se olvida de los problemas de la región, que por inercia del efecto López Obrador, la hizo diputada.

Generando todos ellos, una crisis de reclamo en la sociedad, que tenía altas expectativas con MORENA, ya que a la fecha hay un clamor generalizado que requiere que se compongan las carreteras estatales y federales, sanear ríos, lagunas y generar empleos.

Así como construir un hospital en Cosamaloapan, mejorar centros de salud y surtirlos. Construir el puente en Tlacojalpan y asfaltar caminos rurales, en una deuda social histórica heredada desde el PRI y que tal vez, nunca sea saldada, para desgracia de la región.

You May Also Like